Queridos amigos, el tema de hoy es “Mentiras, celos y posesividad en las relaciones de pareja” y va dedicado para Angie, Maximiliano, Armando y Karem, quienes esperan este post.

Son innumerables las parejas que pasan por terribles conflictos siendo las causas frecuentes las mentiras, celos y posesividad. Por ello, desde Zéfiro los invito a reflexionar sobre los siguientes puntos.

1.- Si empiezas una relación con alguien en quien no confías, no vivas quejándote de ello porque sino admiras a alguien y no crees en sus valores ni te da paz no es propicio para ti tener esta relación.

2.- Si eres alguien que no ha sanado por ejemplo algún asunto de infidelidad del que fuiste víctima en tus relaciones anteriores con terapia y trabajo interior, trasladarás esas inseguridades a tu nueva relación. Y puedes volverte o ser una mujer u hombre que no resiste que su pareja tenga amigos (as), que parece un policía que prohíbe todo y vive angustiado (a) porque considera que siempre le pueden ser infiel o mentir.

3.- Si no posees mundo propio y luchas por tus metas y objetivos, vivirás en el ocio y pasividad. Y cuando esto ocurre vives pendiente de la pareja, deseas pasar pegajosamente todo el tiempo a su lado y descuidas tu metas, logros y mundo propio. Esto suele ser motivo de peleas absurdas, reclamos y errores que propicia la posesividad.

4.- Si vives juzgando todo lo que hace o dice tu pareja, tú serás responsable de que te oculte y mienta porque teme a tus reacciones y tu constante paranoia de que siempre te está mintiendo.

5.- Si ha existido una infidelidad que dices has perdonado a tu pareja, no puedes vivir sacándolo en cara todo el tiempo. Y si es así, entonces no solo no lo has perdonado, estás buscando dañar, vengarte y creas una relación que ya no va a ninguna parte. Mírate y si te sientes no amado (a), ¿qué haces ahí? con una relación que te roba la paz y energía.

6.- Si te sientes poco agraciado (a) y tienes complejos de apariencia que no has tratado es posible que tus inseguridades acerca de que tu pareja sea infiel o te dejen sean altos. Por tanto, te toca elevar el autoestima, buscar ayuda emocional y no ser quien sabotea su felicidad cuando se compara con el resto o no se acepta ni busca mejorar donde lo necesita sin que se lo pidan.

7.- Si consideras que las mentiras a tu pareja se pueden olvidar con el tiempo o porque si, olvidas que cada quien posee estándares de valores distintas y un buen amor no se construye bajo las mentiras, control, deslealtad y mucho menos manipulación y deseo de dominio sobre la pareja.

8.- Si eres de los que pese a tener pareja se la pasa en chats subidos de tono vía celular, redes sociales u de otros modos, pero te justificas bajo la premisa que solo son “palabras” y no hay contacto, eres deshonesto (a) y calculo no te gustaría leer o ver que tu pareja te hiciese lo mismo porque es un indicativo de ausencia total de respeto. Por otro lado, debes preguntarte que tan fregado posees el ego y tu deseo de narcisismo elevado te conduce a pisotear el buen amor como te da la gana porque la charla banal erótica o los juegos de control mental te producen placer; si es así, no estás ni estarás preparado para dar nunca un buen amor a nadie y tarde o temprano serás descubierto (a) y entonces las mil excusas te harán ver del mismo modo: deshonesto (a), inmaduro (a), egoísta y desleal.

9.- Si consideras que tu pareja debe dejar de ver a sus amigos (as), los que te caigan mal o tu creas que son nocivos, eso es algo que lo decide tu pareja y salvo existan indicios de malas intenciones en sus amigos (as), podrías elevar una opinión. Será más sencillo que si das confianza, también comprendas que tu pareja necesita su espacio y si vives pegado (a) lo (la) estresas, lo (a) cansas y no das pie a la renovación en la relación.

10.- Los celos patológicos son como cualquier otro tipo de adicción, mal donde alguien imagina siempre lo peor de su pareja, arma historias todo el tiempo sobre desde con quien conversa hasta con quien llega a casa. Nace en miedos profundos, complejos de inferioridad y traumas en otras relaciones y sin ayuda terapéutica será complejo lidiar con ello.

11.- Se consciente y no intentes ir por la vida ilusionando (damas, varones) acerca de una relación si solo deseas pasar el rato y no estás preparado para una relación y jamás asumas que una persona merece la ambigüedad, porque eso es ser canalla y sin bondad. Por tanto, claridad, respeto y a trabajar en tus valores acerca del buen amor y elegir personas que admiras emocionalmente.

12.- Si eres de los que hace de todo por alejar a tu pareja de sus progenitores, sin duda no solo eres posesivo (a), también egoísta y por lo visto, totalmente alejado de los valores familiares. Y si amas a tu pareja respetas su procedencia y los valoras, y te comes todas las malas críticas que vengan a tu cabeza, salvo exista algo que te ataque o atañe y afecte la relación, porque el respeto es educación, consideración y en muchos casos, silencio.

A veces existe gente que no sabe lo que tiene hasta que lo pierde o hace de todo para sabotear su dicha y nunca aprende a ser limpios (as) de corazón, pero solo les queda la queja tonta y el lamento infantil.

Ya lo saben Zeferinos, las relaciones afectivas andan tan deterioradas por carencia de valores y es penoso ver que se gritan, pelean y nada mejora y repiten historias. A reflexionar y luchar por ser alguien digno de un buen amor.

Ahora les dejo este clásico para que los acompañe. Espero les agrade



Que tengan una bella semana, ángeles para el camino, luz para sus proyectos
Manjari (Bendiciones)

MENTIRAS, CELOS Y POSESIVIDAD EN LAS RELACIONES DE PAREJA (POST 335 DE INTELIGENCIA EMOCIONAL)
Tagged on:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.