LA VERDAD EN LA QUE CREO Y NECESITO CREAR (POST 347 DE INTELIGENCIA EMOCIONAL)

Queridos amigos, el tema de hoy es “La verdad en la que creo y necesito crear” y va dedicado para Lupe, Ross, Diego, Claudia, Karina, Paul y Katy, quienes esperan y necesitan este post. «El fin justifica los medios» es una frase ideal para el post de hoy, porque alude a la «particular» forma de justificar el proceder y «tener un tipo de verdad» en la vida. La veracidad genuina engloba honestidad, respeto al prójimo y, sobre todo, no actuar de modo oculto para beneficiarse con algo o por ser cómplice de alguien de escasos valores, pero existen personas sin evolución espiritual que ajustan su proceder y siempre expresan frases como “si yo tengo buenas intenciones, no tenía otro camino para llegar hacia ello”. Y bajo tales premisas, esas personas cometen actos donde la falta de ética, respeto, egoísmo, ingratitud, envidia, egoísmo y maldad se mezclan para ser parte del estilo de vida que han elegido tener, porque no les interesa mirarse, no saben de “conciencia”, no se los enseñaron y solo piensan en lo que sienten, necesitan y les parece es la vida con sus matices. Por tanto, jamás les va importar el daño que generan, la bajeza con la que proceden y mucho menos si perturban hasta cuando alguien pasa por momentos complejos en la vida por: luto, enfermedad, labores importantes, cambios de vida, etc. Y vamos con los claros ejemplos: – Un profesor universitario que selecciona «alumnos» específicos para indagar sobre la vida privada de sus colegas, bajo pretexto de «saber cómo les va». Y así algunos copian sus materiales de trabajo, mientras el deshonesto se rasca y se sienta solo a cambiar de colorcito las imágenes. – Personas de equis edad y oficio que hacen favores a gente con familia e hijos para hacerles la «viada» y «ser celestinos (as) de sus infidelidades, que llaman «escapaditas», porque comprenden la depresión y desdicha de sus amigos. Entonces, ser alcahuetes de lo deshonesto no está mal, porque al amigo dis que se le cubre todo y se le apoya, porque todos somos seguramente absolutamente mitómanos. – El hombre o dama casado (a) que elige alguien de «consuelo» y amante porque lo pasa tan fatal en su vida, pero debe cubrir apariencias y solo Diosito sabe cuanta soledad y afecto necesitan y son tan frágiles que brazos prohibidos y lecho caliente secreto no es malo si el alma sangra tanto. Está casado (a), pero está separado (a) es una frase que escucho mucho en consultorio cuando alguna dama o varón que es amante de esta persona con familia me lo cuenta. Y cuando les pregunto ¿estás seguro de que es correcto que te luzcas con alguien que vive con su esposa (o), te dice que está separado y aún fuese así, legalmente es casado (a)? ¿te parece bien verte como “amante” y ser motivo de esa separación? ¿te crees el cuento de que has sido el único desliz de quien hoy crees amar?. Mientras que el casado (a) que se busca amante, si le preguntas en consulta ¿Con qué cara abrazas a tus hijos con lo que haces? ¿por qué has elegido esa persona de “amante” para consolar tus penas si sabes bien que ante todos y tu día, tu esposa (o) es quien posee un lugar?. Y a menudo la respuesta con la verdad que crean es: “Es que no sabe lo que sufro, solo ocurrió y yo pienso arreglar mi vida, no será así siempre, pero mientras tanto, la mujer con la que salgo es importante para mi y pucha, a todos nos puede pasar”. Y meses después, cuando regresan a consulta te dicen: “Ud tenía razón, la chica no me quiso esperar, ya me dejó y creo que es mejor, porque por mis hijos trataré de mantener mi hogar y espero que ella (él) sea feliz, porque se lo merece, es buena (buen chico). Como notan, la verdad que creó durante un tiempo este tipo de personaje tan común es la excusa de su mente y alma para sucio y bajo proceder, pero “solo pasa” y el humano no tiene control de la debilidad “dicen” hasta algunos dis que especialistas. – El médico terapeuta que manipula pacientes para dirigirlos como «robots» y les pide «favorcitos» de todo tipo. Porque siempre han de tener un beneficio y gratitud eterna, la lora por chat y correr en grupitos de “deporte sano” y “mente sana” para reír de las hazañas de «su líder» que les cuenta una verdad tan bella y profunda, así opere como un miserable y cero ético que luego desecha a los que ya no le sirven. – Mujeres o varones que usan gente con interés afectivo real por ellos, pero no les corresponden. Y, sin embargo, les aceptan todo tipo de cortejo y mucho más por sacarle celos a la persona que si les interesa y no son correspondidos. Pero en ello no hay «maldad» ni egoísmo, porque se trata bonito a quien se usa. – Tipos que usan la violencia oculta y ataques, como mandar chocar el auto de alguien para «alejarlo» de su objetivo que sería noble en el fondo, cuando se sepa los fines, sin importar poner en peligro la vida de alguien inocente, dejarlo sin herramienta de trabajo y pan para sus hijos, porque hay que hacerle el trabajito al jefe que es buena gente. – Chatear de madrugada con nombre falso y facebook falso con una persona, pese a estar comprometido (a) o casado (a), porque decirse cositas cursis es la «caricia» que necesita diariamente el cerebro, según recomiendan renombrados psiquiatras y expertos en hipnosis; entonces el ser cumple con lo que necesita, porque si no seriamos como ratitas de laboratorio que si no se mueven y mecen en su cajita «se mueren de depresión» porque no reciben «caricias», aunque sean “digitales” – Darle propinita al guachi de la cuadra y llamarlo para acosar a equis persona, porque no hay maldad, «solo deseo saber si está bien», «se ve feliz», «enamorada (o)» o sufre como michi por temas diversos. Querer al prójimo es también cuidarlo de lejitos no? y el guachi come más y se compra celular nuevo. – Llamar y llamar a una casa o celular solo para ver «quien contesta» y mentir con los motivos, solo porque extraňas tanto a alguien que deseas ser como Thalia y decir «¿Me oyes? ¿me escuchas», ¿Me sientes?. Llaman y cuelgan, llamadas donde te inventan todo tipo de servicio que no has pedido, porque en la era del control y el ego, vale de todo para obtener información valiosa. – Pedirle a tu patasa que agregue al Facebook a equis chica o chico para que te cuente todo lo que pueda de su vida o mejor aún, pedirle a su patasa que escriba por WhatsApp a esa chica o chico cuando está «en una cita» con alguien, porque manyas, sino me dio bola a mí, le friego la noche si puedo. – Usar causas de servicio como «falsa caridad» por los niňos y niňas o enfermos para con ello, bajar esos pecaditos, pecadotes y eternas mentiras que se hacen por debilidad y miedo a sentirse solo (a). Si hago reír niños o abuelitos donde sea, se me condonan los errores, si doy limosnita también y si digo que rezo el rosario, mucho mejor. – La Sra o Sr que reza, visita santuarios como «Lourdes», pero se sienta en la mesa siempre con su amigo de doble moral y lo ayuda a «espiar» la vida privada de alguien, porque no tiene otro modo de acceder a valiosa información. La amistad es tan pura que la virgen lo entenderá y tomarse un lonchecito con una daterita familiar de la persona espiada no es malo: oír y hacerse el tonto y preguntar caleta no es malo, se ayuda al amigo infeliz y fóbico que sufre y es tan cristiano ser piadoso (a). – El peinador de salón chismoso al que se le pregunta de todo y por pequeña “propinita” su info es tan valiosa. Y obvio ese peinador dice “ay, solo son unos chismecitos” y no hago mal a Dios, porque visito a la Guadalupe. – Hacerse amigo de los amigos cercano de equis persona para estar en “onda” con el grupo social y ambiente donde se mueve y si progresamos todos juntos, algún día nos acercaremos, pero mientras tanto, vamos de costadito con el chisme, fotos para redes y lo oculto. Y como estos ejemplos reales, existen miles en las personas deshonestas de esencia que «crean su verdad», las ven desde sus sentimientos y necesidades, siendo manipular la verdad real, así como la ausencia de valores en el interior. Lo interesante de esta gente es que, si bien “crean su verdad”, cuando están frente a los ojos de las personas que han dañado, traicionado o lo que fuese malo sus gestos de nervios, miedo, culpa y terror a ser descubiertos es impresionante. Se rascan la cabeza, se frotan las piernas con una de las manos, tosen, agachan la cabeza, se ponen pálidos (as) cuando casi en la cara les dices ¿Crees que no sé lo que haces? Y mucho cuidado porque la gente deshonesta posee doble conducta y sus amistades, lo mismo, por ejemplo: – Pueden ser adulones (aduladoras), pasar de gentiles a déspotas, – Impertinentes (pueden escribirte chats un viernes desde 11pm así ya saben que no estás trabajando, solo por jorobar y otros toda la madrugada, etc, etc. – Tratarán de aprender todo lo que les conviene de ti, pero el raje sobre ti es de alto calibre y desaparecen por siempre “si los dejas expuestos a sus mentiras”. – Generalmente esta gente siempre ha sido infiel, o ha estado metido (a) en líos por captar dinero de modo deshonesto en empresas por coimas o dis que hacer favores a sus “amigos”. – Las personas que necesitan inventar su verdad no poseen frontalidad, poseen serios problemas con la comunicación, pero el ego elevado y la rabia y la doble moral les sirve como “disfraz” social y quedar como gente seria sin serlo. – La gente de doble moral siempre se agrupa, se juntan a conversar de sus “debilidades”, de sus cárceles, de sus hazañas y aventuras de ego y el trago fino, la chelita fina y paseíto no falta “muy de vez en cuando”. – Tienen “contactos” que en realidad son dateros para todo, como por ejemplo en líneas aéreas, farmacias, empresas importantes y tratan de ser amigos de jefes, jefesotes de “padrinos” para que los ayuden ocultando verdades. – Te mandan estampitas virtuales sobre “el perdón”, pero obvio, solo les interesa estar cerca de la gente que les conviene por capricho, ego, beneficio o tanta idea sórdida que se les ocurra. Porque la idea es “manipular” como sea la mente del prójimo y si Dios sirve de excusa, es otra escalera para usar. Amistad, lealtad, amor, respeto, solidaridad, bondad, ética son valores que tienen trastocados, porque son hipócritas ante todos y mucho más ante el creador. Nadie que posee alma limpia y honestidad genuina haría algo como lo que describo, ni se le ocurriría y tiene claro “qué es lo correcto y que no”. Y jamás se arrepienten de lo que hacen, porque prueba de ello es que repiten su mal proceder una y otra vez; porque siempre existirán nuevas justificaciones para ese proceder; total, rezan, Diosito saben que, si se sienten mal de la conciencia, pero como todos somos ultra pecadores, no es tan grave. Sin embargo, el ladrón y su manchasa cree que todos son de su condición, lo cual es falso, porque cada quien posee determinado tipo de madurez, valores presentes o ausente, proceder limpio o no, necesidad de mirar a los ojos sin esconder la mirada ni agachar la cabeza. Y con el tiempo siempre vemos a esta gente “fregados” en todos los sentidos, les aparecen enfermedades raras, si coimean, gastan esa plata en tener que pagar todos sus karmas que les caen de golpe uno tras otro, asunto que es efecto de sus siembras, no del cielo. De modo que si escuchas a un cínico (a), ponle cuidado a este post y observa, escucha y recuerda que perdonar no implica estar cerca ni un poquito de gente oscura, baja que en realidad necesita como el aire proceder de modo oculto, mitómano. El perdón con reconciliación solo es posible cuando las personas que han fallado alguna vez, lo reconocen y no volverían a hacer lo mismo, no podrían, no les ocurriría, pero no con gente que lleva “toda la vida” manipulando, con doble moral y no sabe vivir la vida sin que el miedo, rabia, ego, celos, control y todo se les junte y los haga ser “miserables”. Y les dejo esta canción que cae muy bien con este post, para que nunca olviden que “De verdad te miento si te digo que lo siento” es lo que resuena por dentro en esta gente. Abran ojos, recen por sus destinos y sigan avanzando en crecer, ser mejores personas y sean siempre luz y valores esenciales donde pisen y vayan, porque no existe mejores días que esos donde puedes sonreír en paz y alegría sin lamentarte de dañar a nadie.

Que tengan linda semana, ángeles para el camino y sus proyectos. Manjari (Bendiciones) ]]>

LAS CONSECUENCIAS DE LA CRÍTICA NOCIVA EN LOS HIJOS (POST 338 DE INTELIGENCIA EMOCIONAL)

Queridos amigos el tema de hoy es “Las consecuencias de la crítica nociva en los hijos” y va dedicado a Johan, Miguel, Javier y Gianfranco, quienes esperan este post. Ser padres es un aprendizaje constante, sin embargo, cuando existen valores específicos sólidos, salud emocional y fe, sin duda que el rol puede cumplirse de la mejor manera y lograr que los hijos sean fuertes, emprendedores y juiciosos. Sin embargo, las lesiones emocionales que han vivido quienes luego serían padres los han marcado y el resultado es terrible si jamás se buscó ayuda profesional y espiritual. Por ello, desde Zéfiro veamos hoy cómo la crítica nociva de los progenitores genera consecuencias a nivel emocional y marca la vida de los hijos, en una inagotable cadena de errores que se repiten y parecen proyectarse como en un espejo. ¿Qué características posee la crítica insana de los progenitores y cuáles son las causas? – Una posibilidad radica en que la persona que ha padecido maltrato en la infancia, con malos tonos y críticas nocivas por parte de sus progenitores haya desarrollado ansiedad y depresión, así como intolerancia, porque nadie da lo que no tiene ni aprendió y a nivel científico se han realizado múltiples investigaciones sobre cómo el cerebro se daña cuando siente o padece maltratos, rechazo. Según los especialistas, la zona del hipotálamo se daña, hasta desarrollar una elevada ansiedad que pasa a ser en algunos casos la “llamada ansiedad generalizada”, la misma que tiene por síntomas la ola de pensamientos negativos interminables sin control, la elevada irritabilidad e intolerancia todo lo que le descalifique. Muchos padres y madres no les perdonan a los hijos que no sean como ellos esperan, no tienen paciencia para atenderlos y mucho menos en su etapa escolar, los insultan, los tachan de inútiles, les pegan y les dicen cosas como: “Por ti, he perdido mis sueños, desde que has nacido solo me traes problemas” y otros por ejemplo les dicen cosas como : “Nunca haces nada bien y todo tengo que venir a arreglarlo hoy”. También hay padres que son soberbios, arrogantes, machistas y ególatras que buscan imponer a sus hijos sus ideas, quieren dirigirles la vida, son dictatoriales y castigan con el silencio, con la evasión y se enojan cuando sus hijos intentan expresar sus ideales, sueños y estos chocan contra lo que ellos creen. Es entonces que con este proceder impiden que sus hijos sean auténticos y las secuelas serían terribles temores, complejos y serios problemas de comunicación. – Otros padres que critican severamente a sus hijos padecen una enfermedad no tratada como: ansiedad generalizada, bipolaridad, maniaco depresión, psicopatía, adicciones (alcohol, drogas, ludopatía, etc), enfermedades que afectan la conducta y evitan que sean racionales, justos y bondadosos en su rol. Y por prejuicios, ignorancia y falta de información adecuada millones de personas padecen enfermedades de salud mental no diagnosticadas y las consecuencias son cadenas de fatalidades. – Un detonante poderoso para ser un padre de severas críticas se da mucho en las mujeres (en mayores proporciones según las estadísticas) y ocurre por rencor, ira y odio hacia el padre de los hijos. Por ejemplo: Cuando una mujer obsesiva se puso la meta por capricho y ego de casarse con un hombre que no la ama y se embaraza para lograrlo, luego de lograr sus objetivos cae en cuenta que jamás será amada como pensaba y si el padre de sus hijos le dice que no la ama, la deja o le ha sido infiel, ella no solo no lo acepta, no lo perdona, desarrolla rencor, un rencor que la enferma hasta alterarla, volverla ansiosa e intolerante con sus hijos e incluso criticar de manera cruel al hijo que se parece física y emocionalmente al padre de sus hijos. Así de terrible puede ser el alma de una persona vacía y enferma emocionalmente. Y esto también les pasa a varones que odian a su ex pareja y agreden por ello emocionalmente a sus hijos para así matar el dolor no sanado contra la madre. – Hay padres que les critican a sus padres todo lo que hacen: Los tonos, maneras y adjetivos calificativos que les dan son terribles y las consecuencias suelen ser en estos hijos: a) Depresión: crisis de apatía con desmotivación. b) Elevada inseguridad (los hijos de padres de critica nociva no saben tomar decisiones, temen a todo y siempre consideran que pueden fracasar) c) Elevados niveles de ansiedad (desconcentración, alteración, nervios, temores nocturnos) d) Irritabilidad, frustración, ira. e) Fobia social, introversión, pánicos. f) Tartamudez, pánico escénico, problemas para expresar emociones y sentimientos. g) Complejos: narcisismo, necesidad obsesiva de control, dominio y reconocimiento. h) Problemas en la escuela i) Doble personalidad j) Incapaz de cumplir metas (procastinación) k) Refugio en drogas y estilos de vida insanos. l) Imitación de la conducta de los progenitores con sus cercanos y en futuro con sus hijos. m) Chakras bloqueados (sistema nervioso bloqueado con secuelas de introversión, ira o depresión permanente) n) Evasión de compromisos afectivos, tendencia a la doble vida y consentimiento de la amoralidad por miedo al fracaso y terror al rechazo. He podido conocer que dentro de una familia existe un padre o madre muy enfermo emocionalmente y sus 3 o 4 hijos padecen las consecuencias que he mencionado. Y tengo por hábito de investigación elaborar estadísticas, proyecciones y variables extrañas sobre este tipo de problemas y el resultado siempre recae sobre lo mismo: “El precio de la enfermedad no detectada es gravísimo y del dolor inmerecido una fatalidad, pruebas de fe para luchar y aprender a nivel psico social”. También hay personas que poseen un innatismo maravilloso y han podido superar lo vivido con críticas insanas de sus padres, buscaron ayuda profesional y hoy son padres maravillosos, que comparten sus experiencias y han hecho del dolor un aprendizaje para pulir el alma. Y si has leído este post y te tocó lidiar con padres así, debes aceptar con humildad y criterio las razones, sin juzgar, observando desde la compasión y mucho más si tu padre o madre lleva lesiones no tratadas a nivel emocional o padece problemas de salud mental. Si te tocó afrontar esta prueba de fe, perdona con gratitud por todo lo que aún en medio de ello has recibido, empezando por la vida misma. Y si está en tus manos charlar con tu progenitor o madre y lo sigues viendo enfermo (a) pídele buscar ayuda profesional porque con los años la situación puede empeorar y toda la familia puede verse afectada. Si has pasado por algo tan duro, mírate con humildad y decide sanar por dentro para poder recuperar todos los talentos maravillosos que posees y tal vez por miedo no puedes afrontar. El tiempo pasa y es tu aliado si decides ponerte metas concretas de modo firme y lo vivido debe ser el motor para ser mejor y cuando ocurra todo mejorará a tu alrededor: vida laboral, afectiva, familiar, entorno y sobre todo, tu mirada tendrá ese brillo de luz que todos poseemos cuando recordamos de dónde venimos y para qué. Así que manos a la obra Zeferino, todo pasa y ser feliz siempre es posible para los hombres de fe, valientes y osados con sueños claros. Y si eres padre o madre, recuerda que tampoco debes sobreproteger a tus hijos porque también existen consecuencias nocivas al respecto como: tendencia al capricho, egoísmo, intolerancia a la frustración e inseguridad notable, que con los años les trae serios problemas de socialización. Resulta penoso y a la vez una muestra de la necesidad de difusión de estos temas en colegios, universidades, centros laborales, etc porque con el auge de la cultura light y estilos de vida vacíos y violentos, cada vez se observan más niños, jóvenes y adultos que viven en crisis emocional, en dolor sin aparente remedio, con los sueños destruidos. Por ello siempre les sugiero a los profesionales de salud emocional, filosofía, tratamientos holísticos, investigadores y gente que desea servir preparen formas para ayudar a las personas a vivir mejor. Hay miles de formas y maneras, pero sería lindo que muchos profesionales se comprometan emocional y espiritualmente con las personas que lo necesitan, cosa que no es nada sencillo cuando se necesita primero aprender a mirar la vida de un modo más humilde, compasivo, comprensivo y altruista. Recuerden que las palabras, tonos, modales, maneras e incluso el silencio puede crear lesiones emocionales en la mente, alma y espíritu. Y hubiese sido maravilloso que lo enseñaran desde la escuela, pero como van los tiempos nos toca a los profesionales ser rebeldes, mover sistemas y cambiarlo todo para servir y ver a la gente más sana, feliz y con ganas de crecer como lo enseña el creador. Ahora les dejo este vídeo que posee trozos de una película francesa hermosa que siempre recomiendo ver y se llama: «Angel – A» del autor Luc Besson (2005). Esta película posee profundas enseñanzas acerca de la importancia de sanar heridas del pasado. En este vídeo verán una de las escenas memorables de la película, pero les recomiendo descargarla de páginas de películas en versión original subtitulada. Espero los ayude a reflexionar, sanar una gotita, amarse y decidir renacer.

Que tengan una bellísima semana, ángeles para el camino y que sus sueños caminen con energía divina para cristalizarse. Manjarí (bendiciones) ]]>

LAS NUEVAS GENERACIONES: CRISIS DE IDENTIDAD Y CULTURA (POST 312 DE INTELIGENCIA EMOCIONAL)

Queridos amigos, el tema de hoy es “Las nuevas generaciones: Crisis de identidad y cultura. Este post va dedicado a todos los seguidores de este blog, a padres, docentes y todos aquellos que desean reflexionar y vivir mejor. Tras más de una década dictando cátedra y teniendo la oportunidad de lidiar con jóvenes universitarios de los últimos años de carrera y con personas de todo nivel en mi sesiones de coach me queda penosamente claro que miles de personas han caído en un retroceso y paralización del cultivo emocional, intelectual y espiritual. Y si bien las razones son diversas y cada una va encadenada con otra, desde Zéfiro los invito a reflexionar acerca de la denominada “Crisis de identidad y cultura” Esta crisis tiene como base los cambios de comunicación que se han producido en las familias a lo largo de los últimos 30 años. Veamos uno por uno: 1.- Cambios en la comunicación entre padres con sus hijos: En épocas de nuestros abuelos (y gracias a Dios aún se mantiene en algunos hogares), la comunicación que los progenitores tenían con sus hijos era más amplia. Las personas trabajaban como hoy, pero los padres tenían mejores modelos de vida y asumían su rol con mayor entrega a nivel emocional. Los padres compartían al menos una comida con sus hijos y charlaban de todo, enseñaban, daban ejemplo y ello involucraba difundir cultura (valores, intelecto, investigación, etc). Llegaron los cambios de estilo de vida, los medios de comunicación mostraron ídolos particulares y las grandes empresas desarrollaron útil y necesaria tecnología para muchas esferas de vida, pero el hombre fue cambiando por dentro, autoexigiéndose obtener ciertos objetos para sentirse exitoso, había llegado la ola de la superficialidad que posee 3 aristas: consumismo, culto extremo al cuerpo con miedo a la decrepitud y relaciones humanas open mind (mente abierta y a probar de todo antes de morir para ser feliz). La llegada de esta nueva forma de mirarse hizo que los padres, algunos aún inmaduros emocionalmente trajeran hijos al mundo a los que no le tenían paciencia y mucho menos les provocaba enseñar (para eso está la escuela piensan), pero para distraerlos la televisión, darles aparatos (celulares, pc, ipads, juegos de video o dejarlos en un centro de comida rápida trepados en juegos para ganar tiempo y matar el día) les ha permitido estar ensimismados en ellos mismos y sin darse cuenta estos pequeños crecieron sin el consejo adecuado, influenciados por la presión de grupo reinante en los colegios (que pueden ser un acierto o desacierto emocional), para finalmente no conocerlos, no tener claro lo que sienten, necesitan y todo lo que piensan y en lo que creen. ¿qué triste verdad? Aún así este tipo de gente sigue siendo como es, irreflexiva, quejosa, terca, ególatra y para colmo lanza gritos al cielo desesperados cuando observa que su o sus hijos están enfermos emocionalmente (algunos no logran aprender bien, otros son en extremo introvertidos, otros agresivos, otros altaneros y dadivosos) y con los años y adolescencia llegan a (ludopatía por apego a video juegos, problemas de concentración porque odian estudiar y hacer tareas, depresión, drogas, delicuencia, etc). Y es que si una persona crece sin soporte emocional y no se le enseña a cultivarse, la ignorancia es atrevida y desencadena en las peores perversiones humanas. Toco el tema porque cuando mis alumnos me preguntan ¿profesora cómo la educaron sus papás? me llena de pena contarles algo que ellos no han tenido ni conocen. Y cuando les digo: uy, a mil, me leían mis abuelos, mis padres, tenía charlas inagotables con mis padres, profesores de mil cursos extras que llevé fuera de la escuela, infinidad de paseos para conocer historia, geografía, cultivo espiritual y eterno consejo de quien deseara y tenía deberes importantes que sino cumplía tendrían consecuencias poco agradables como ajelarme de mis mayores aficiones hasta que reflexionara, cero engreimiento. Muchos de mis alumnos me miran como si para ellos eso fuese algo que no se puede creer. La historia de la mayoría de jovencitos de hoy es otra y se resume a: – Juegos de video en casa, tv en exceso – Ausencia de lectura – Engreimientos extremos (aparato que piden, aparato que se les da) – Cero cultivo de lectura – Ven a sus papas solo antes de dormir y les suele aburrir hablar con ellos – Algunas madres solo saben gritarlos o se la pasan en conversaciones con las amigas chismosas. – Cero vida espiritual, acuden a ritos religiosos solo por compromisos de familia. 2.- Padres que compiten entre padres: Siempre recuerdo que el reconocido sociólogo Aldo Panfichi y el lingüista Julio Hevia contaban en sus libros que Lima era una ciudad de gente chismosa, de gente “Mona” y si salía algo de moda todos se mataban por tenerlo, que competían amigos con amigos, vecinos con vecinos y lo que es peor madres con madres tomando a sus hijos de competidores en plataformas como el colegio, barrio, etc Y lo que hoy vemos es exactamente lo que estos extraordinarios profesionales han investigado. Y como investigadora también y coach siempre me erizarán un poco los cabellos y la paciencia observar y toparme con padres superficiales y como mujer, peor aún toparme con una mamá calabaza o como siempre digo “inacabada emocional” porque a veces sus actitudes desencadenan efectos tan graves y penosos que solo el tiempo las lleva a reconocer. Veamos algunos ejemplos: – Madres que consienten en extremo a sus hijos porque de pronto no pasan mucho tiempo con ellos y la culpa mala consejera las impulsa a comprar, comprar sin investigar y sin tino. Millones de ellas compran video juegos y dejan que a su suerte los aún chicos pasen horas pegados a este nefasto juego que cada día cobra más adictos. Pero si el esposo reclama lo gritan y le dicen que es perverso, que es egoísta, que no ha tenido infancia. En otros casos son los padres adictos a este juego y alteraros que compran el aparato a sus hijos y juegan con ellos, corre el tiempo y cuando reaccionan encima se atreven a protestar ¿por qué no estudias si te doy todo? . Vaya ignorantes. ¿Colocan la ampoya y se quejan por el resultado? – Marca, marca te quiero marca: Mi amigo tiene mamá, mi amigo tiene papá y los padres caen en líos y vuelve la competencia en los colegios, donde la mayoría de escuelas para padres sirven para cobrar fortunas, pero cero guía emocional y por eso vemos estudiantes que piden objetos de marca para lucir, por como decían los sociólogos “Monos”, por estatus y en lugar de aprender a vivir, a crecer, a pensar, etc andan pendientes de objetos que piden en navidad y desechan en verano como si costaran nada. – Precocidad, vergüenza de lo que eres: Es increíble como en salones de belleza madres dementes, inmaduras y totalmente vacías de alma sientan a sus niñas desde 3 o 4 años para hacerles sesiones largas de manicure con diseños (para que la niña se vea mona) y otras más terribles aún les tiñen el cabello desde los diez a doce años. ¿qué opinan? Y si prendemos la televisión vemos espantosos programas donde se observa a madres neuróticas y totalmente fuera de sí compitiendo con sus hijas en realitys donde ellas deben parecer mujeres adultas, usar tacones, estar maquilladas, perder la infancia, saltar la etapa, programas que deberían estar vetados, pero lastimosamente Latinoamérica no posee comité de contenidos audiovisuales y empresas como MTV sigue sacando programas de peligroso contenido para menores de edad. Los niños de hoy van creciendo sin guía en millones de familias y sus padres les transmiten inseguridad porque les critican todo (su aspecto, cómo deben vestirse, etc) y tanta persona hoy teme envejecer de modo natural que se lo opera todo. Este tipo de malos estímulos unidos grupos superficiales en la escuela, clubs, etc desencadenan esa precocidad y por ello tenemos niños, adolescentes y adultos hijos del apego afectivo, ansiosos, depresivos, procastinadores, etc, etc, pero el problema solo crece y pocos luchan y se expresan sobre el tema porque temen ser criticados. 3.- Lenguaje deficiente por alienación: Si los padres no corrigen desde casa, es poco o casi nada lo que pueden hacer los docentes para que los estudiantes hablen y escriban con propiedad. Hoy en día nos encontramos con jovencitos que hablan tan extraño (lenguaje repleto de muletillas, no puede expresar una oración completa sin cortarla, ideas vagas y escaso lenguaje porque no leen y son básicamente hijos de lo audiovisual). Y quienes venimos de familias donde la cultura es básica y los valores igual, podrán recordar que si nuestros padres nos hubiesen escuchado hablar como hoy, la llamada a la reflexión hubiese sido inmediata y hasta algún abuelo o abuela más estricto nos habría dicho que tal lenguaje de carretero era una vergüenza familiar. Pero hoy las mamas dicen: son chicos, es su etapa, hay que respetarla y yo digo ¡ja, que ignorancia! y lo digo porque he tenido que dar cursos privados a empresarios y estudiantes para escribir y hablar de modo correcto, siendo ya graduados porque estos problemas los han limitado en varios aspectos de la vida. 4.- Culto al ego: Es uno de las características más evidentes en las actuales generaciones. Y es que el deseo de poder, control y necesidad constante de valoración viene convirtiendo a las personas que así lo deciden en gente vacía, más conflictiva y sin paz. Veamos algunos ejemplos de culto al ego: – Gente que estudia determinadas especializaciones porque todo mundo lo hace y cree que es la única forma de competir en el mercado laboral. Y si bien es necesario seguir capacitándose, millones de personas llevan maestrías y jamás usaron nada de ellas y temían estudiar otras posibilidades porque creían que iban a ser criticados o porque no están de moda, pero anularon talentos que podrían despertar. Hoy la competencia va por los cartones y procedencia de los centros donde se estudia, llegando al colmo de que muchas empresas no reciben postulantes a empleo de determinadas universidades, las discriminan. – Varones y damas con convicciones marcadas sobre el tipo de persona con la que deben salir sentimentalmente. Y puedo contarles que varios grupos de mis alumnos que llevan el curso de investigación realizaron trabajo de campo que incluía encuestas, grupos focales y entrevistas y hallaron que por lo menos el 85% de varones de Lima de niveles a b y c exigen como prototipo de mujer para pareja a una que posea rasgos anglosajones (blanca, castaña o rubia, etc) y en las damas el asunto iba por el 58% (esperaban varones de porte príncipe como siempre bromeo con ellas) y siempre les digo que tendrían que viajar fuera del país para hallar tales expectativas raciales porque somos un país mestizo. Estas exigencias y convicciones de estos cerebros se dan por influencia de los medios de comunicación, presión de grupo y crecimiento de ídolos. Miles de varones y damas no buscan una persona para admirar y amar, buscan alguien solo para lucir, por ello cuando mantienen una relación basada solo en el ego, lo pasional y sin reflexión, al poco tiempo no se soportan porque son cero afines en comunicación y valores. Recuerden que la belleza atrae, pero la personalidad e inteligencia enamora y desencadena admiración y todos pueden ver bellos si se saben arreglar y sobre todo transmiten paz y seguridad. -Búsqueda de poder y control de mentes por ego: Está tan de moda y es algo tan terrible en esta generación. Se da cuando por ejemplo varones y damas con o sin pareja buscan atraer y llamar la atención del sexo opuesto para sentir que le agrada, para manipularlo (a) (usarlo, usarla) y tomarle el pelo y por dentro divertirse o contarle a los amigos y amigas como tal persona es dependiente y haría todo lo que él o ella quisiera. ¿la razón?. Alimentar el ego al máximo, sentirse especial, ganar un trofeo más. Por ego las nuevas generaciones y aún adultos inmaduros pierden valores, bondad y sobre todo son deshonestos, pero como hemos visto la raíz está en casa, en el entorno y depende de la forma en que les enseñaron a ver la vida y asumir ser personas de bien o solo de culto al ego y poder. Perder la identidad es una moda que crece, que aleja a las personas de los valores y los limita profesionalmente, pero lastimosamente pocos medios de comunicación se dedican a este proceso de retomar la psico educación para las familias. A nivel científico está comprobado que si una persona no ha cultivado valores, cultura y control emocional y ha hecho todo lo contrario, el cerebro pierde potencial, hay zonas que prácticamente se atrofian. ¿cómo una persona que no ha leído ni lee tiene banco de memoria para crear, pensar distinto y dejar de ser solo ansioso e impulsivo?. ¿cómo una persona que siempre se expresó mal y le cuesta hablar de modo adecuado puede de un día para otro ser claro, elocuente, didáctico y entretenido? ¿cómo una persona que fue criada desde el ego puede ser reflexiva, bondadosa y crecer para servir? Queridos Zeferinos, los dejo meditando y espero que todos los profesionales que pasen por aquí hagan algo conmigo, compartan la idea y proyectos de servir y contribuir a que las actuales y futuras generaciones sean más sanas emocionalmente. Cada quien desde su rubro pude poner su aporte. A ver si esos profesionales de distintas carreras se animan a escribir, me parece penoso que no lo hagan y no compartan sus conocimientos y sino saben escribir mucho, vean la forma de plasmar sus investigaciones para las nuevas generaciones. Aquí hago un alto para recordarles orar mucho por aquellas personas que amamos y ya no nos acompañan físicamente, pero sabemos y sentimos que permanecen a nuestro lado y siempre se comunican a su modo y manera si abrimos los ojos y el corazón. Por ellos esta melodía que espero les agrade y acompañe.

Que tengan una bellísima semana, ángeles para el camino y luz para sus corazones. Manjarí (bendiciones) ]]>

CÓMO LIDIAR CON PERSONAS HIPÓCRITAS (POST 308 DE INTELIGENCIA EMOCIONAL)

Queridos amigos, el tema de hoy es cómo lidiar con personas hipócritas y va dedicado a Regina, July, Xavier y Ernesto, quienes esperan este post. La hipocresía es una actitud que implica ocultar la real sensación emocional que produce una persona o grupo de personas de diversa índole en el natural proceso de sociabilización. Miles de mis lectores me han mandado mensajes preguntándome como lidar con personas hipócritas sin perder el control y desde Zéfiro hoy veamos juntos este temita. En algunos casos, como en labores, siempre hemos escuchado que debemos aprender a ser hipócritas con ciertas personas por conveniencia o para evitar problemas. Sin embargo, no estoy de acuerdo y considero que si toca lidiar con personas conflictivas o que claramente notamos que han decidido dañar cualquier plano de la vida y resulta inevitable tener que hablar con ellas, queda la educación (buenos modales y maneras para la sociabilización diplomática). La hipocresía tiene que ver claramente con las llamadas “dos caras” y por ende, persona que siempre buscará dañar de algún modo a otra por celos, envidia, así como personas que forman parte de un grupo (incluso familia) que no soportan, pero necesitan ser hipócritas para cubrir la espalda y evitar perder posiciones particulares, beneficios y básicamente no ser criticados. Alguien hipócrita es además egoísta porque siempre está a la espera de ver a qué lado se acerca para sentirse mejor porque el ego es parte de su esencia. Muchos llamados hipócritas son los que el investigador español Enrique Rojas ha llamado “amigos instrumentalizados”, es decir, gente que se cuelga de otra para absorber lo que necesita así no la soporte y el egoísmos de los mismos radica en que solo piensan en sí mismos y son incapaces de ser reflexivos y empáticos, jamás se colocan en el zapato de otro y mucho menos poseen inteligencia emocional y valores para ser leales al lazo emocional que sea. Las personas hipócritas son además carentes de fuerza y cobardes porque siempre poseen un proceder incorrecto por debajo de la mesa, no son frontales y creen que si nadie lo sabe, no hay error, confían plenamente en su voz egoísta que los domina y los lleva a proceder en base a su amoralidad y carencia de bondad. Hipócritas existen en todas partes: trabajo, entorno de amistades, familiares y hasta en la propia vida afectiva porque en todos los escenarios son especialistas en fingir emociones (para los que no saben interpretarlas) y caminan por la vida haciendo daño creyendo que el cielo está pintado y todo proceder carece de consecuencias. ¿Cómo reconocerlos? 1.- A nivel no verbal: Abran los ojos zeferinos que estos tips son como dicen mis alumnos re caletas. – Un hipócrita que no es igual a alguien diplomático y educado, sonríe solo con la boca y hace mueca torpe o abre la boca de modo exagerado haciendo bulla al reír. Una persona diplomática y no hipócrita, podrá saludar, pero difícilmente sonreirá y no le importa que lo notes, es más, busca que sepas que solo es educado (a). – Sus lenguaje vía correos electrónicos suelen tener problemas con la expresión. Hay problemas desde la forma de saludar, hasta para despedirse, no saben cerrar una correcta comunicación porque los traba el abanico de emociones que pretenden ocultar. – Te saluda y de pronto te barre con la mirada (mira de arriba hacia abajo) y se queda pegado observando desde tu atuendo o alguna expresión. Otros, notoriamente envidiosos (as) hacen muequita de lado y los ojos se abren más, como estirados porque la rabia o cólera que les marca la mente no se puede ocultar. – A nivel paralenguaje (tono de voz) suele ser chillón cuando de damas se trata y algo cantado y exagerado en los saludos (corre y duda de esas chicas que cuando miran a otra con hipocresía te tocan mucho, te cogen el cabello con celos y te dicen cosas como ¡ay que linda! y bla bla bla. Y ojo aquí que pueden mientras sienten que un o una hipócrita se les acerca orar por ellos mentalmente mirándolos a los ojos y repitiendo mentalmente este mantra que les regalo y dice: “Luz y progreso para mi enemigo porque más que Dios no hay quien pueda” y verás para tu asombro que si lo oras con mucha fuerza como él o la hipócrita que se te acerca baja la cabeza, se medio encoje y queda callado (a). – Los varones son más toscos a la hora de intentar fingir hipocresía ante otro varón, salvo que la culpa los mueva. Por lo general cuando dos hombres se llevan muy mal se nota muy pronto porque al verse, ambos levantan el mentón en posición de defensa, abren más las piernas y miran fijo con fastidio y hacen movimientos hacia el torso sin control. – Duda mucho mucho de todas las personas en las que no confíes y de la nada busquen tocarte, desde el brazo, cabello, cara, etc adrede y no será precisamente porque le caigas bien. Puede ser por hipocresía que busca llamar tu atención, lo hace mucho la gente que llamamos “zalamarera, sobona”, en Colombia le llaman “lambiscona” y en otras culturas europeas gente chiclosa. – A nivel sentimental es tan penoso poder observar cuando uno de los miembros de la pareja es hipócrita porque finge sentimientos y emociones. Se han visto tantos casos de chicos o chicas que se meten con alguien por interés, en otros casos más lamentables, varones machistas buscan una pareja para poder doblegar y engañar todo el tiempo y hacen de la hipocresía un estilo de vida. – A nivel familiar resulta complejo y doloroso observar familias donde los hermanos están divididos por sentimientos de envidia, celos y revanchismos tontos que los hace hipócritas y deshonestos. Algunas ocasiones, los propios progenitores enfrentan parientes (hermanos, tíos, etc) y no se dan cuenta del daño emocional que causan porque la ignorancia emocional es atrevida y las consecuencias marcan destinos. 2.- ¿Cómo proceder ante gente hipócrita si es inevitable lidiar con ellos? – Educado, pero marcando tu distancia. Recuerda que el o la hipócrita quiere ser parte de tu vida o saber de ella por lo que sea que no sea sano y lo use como le conviene. De modo que así te halague mucho y tu sexto y séptimo sentido te diga “alerta” no le cuentes cosas de tu vida privada, tampoco le preguntes por la suya y si te ofrece charlar o cercanía siempre podrás decir que estás ocupado y que en otra ocasión y si por cosas de la vida te toca lidiar más cerca con gente así, cumple el rol que sea necesario (laboral, familiar, etc, educado), pero nadie te obliga a mostrar un afecto que no te nace o a conversar con quien no te provoque. Es posible que te llamen altivo (a), alzado (a) o creído (a), pero si tu mente y corazón tienen sus motivos, jamás dejes de ser tú por lo que opine el resto porque recuerda que por ley de libre albedrío tienes derecho de elegir con quien lidiar y a quien abrir tu alma. -No te prestes a chismes ni caigas en enredos con gente así e ignora lo más que puedas comentarios, miradas, etc porque debes recordar que la gente inteligente ocupa su tiempo en asuntos importantes como crecer por dentro y no se detiene ante “inacabados (as) emocionales” que solo merecen compasión y tus oraciones porque son infelices y no saben ser limpios ante nadie y aquello debe ser super doloroso porque carecen de paz. -Si descubres que alguien hipócrita contigo se mete con tu trabajo o en alguna situación particular es mejor prevenirlo y abrir los ojos siempre para poder defender tus labores. Recuerden cuanta gente es indispuesta en los trabajos por malos compañeros que son envidiosos, egoístas y solo los mueve la mala fe y competitividad enfermiza. Si esto ocurre si recomiendo hablar, no dejarse acusar o indisponer y si es preciso tener que charlar con aquella o aquellas personas si no queda otra porque puede ser desde un jefe a compañera (o) de labores o familiar que siempre indispone con mala voluntad donde va por sus problemas emocionales. En las labores, los hipócritas suelen hacer maldades por lo bajo y queda investigarlas, demostrarlas y no dejarse hundir y solo demostrando todo con documentación y pruebas de todo tipo se arreglan las cosas y por lo general no les queda gana de seguir molestando porque ya saben que a quien quisieron dañar es pensante y jamás se dejará humillar y mucho menos manchar su vida si está en paz con la conciencia. Tantas personas me cuentan que sus jefes o compañeros de labores les hacen pasar malos ratos y siempre les digo ¿te quedarás viendo que arruinen tu trabajo?. Así que Zeferino, nada de miedo, la vida y el éxito es de gente valiente, frontal que puede dar la cara sin nada que esconder porque si bien todos podemos cometer errores, dañar a alguien es algo consciente y todo ser de buenos valores y fe busca proceder de modo adecuado y si falla lo reconoce con humildad. 3.- No seas cómplice de gente hipócrita y si escuchas que buscan dañar la imagen de alguien a quien conoces y sabes que no es cierto lo que dicen: ¡no te calles! Porque los hombre de fe son guerreros, no cubren ni se mezclan con gente deshonesta y egoísta. Recuerda que es preferible pasar un mal rato cuadrando a gente así que observar que harán un daño y seguir como si nada porque el hipócrita serás tú con tus sentimientos ante la persona que dices apreciar. 4.- Elige a tus amistades y afectos cercanos por su nivel de valores, entre los que debe destacar de sobremanera la honestidad y la bondad. Puedes conocer miles de personas, pero tu interior sabe bien ante quien abrirse, a quien siempre puede llamar como a los ángeles porque confía plenamente en su proceder y ante quien solo queda callar y compadecer. Nada sencillo lidiar con gente hipócrita a cada paso, pero algo que aprendí de chica y siempre recomiendo es: “La vida es como un tren y hay vagones donde viajará contigo gente por siempre y otra se bajará en estaciones particulares y no tendrás que verlas más y solo fueron como un espejo donde has podido observar un proceder que te deja aprendizaje”. De modo que nada lamentes, todo tiene un porqué y el porqué del creador es el más valioso de todos y ten por seguro que si eres un hombre que aspira llegar hacia la limpieza de corazón siempre estarás protegido y ángeles por doquier te ubicarán en el lugar preciso para tu crecimiento y te harán casi invisible ante ojos que solo busquen mancharte o dañarte. Ya lo saben Zéferinos. Para lidiar con hipócritas se necesita firmeza, carácter y convicciones fijas y jamás retroceder si sabes que haces lo correcto. Ahora les dejo esta bella canción para que recuerden que vivir es un regalo y cuando el creador se lleva por dentro nadie pasa eterna oscuridad.

Que tengan una bellísima semana, ángeles para el camino y sus proyectos. Manjari (bendiciones) ]]>

MIEDO A DECIDIR Y SER POR EL QUÉ DIRÁN (POST 230 DE INTELIGENCIA EMOCIONAL)

Queridos amigos, el tema de hoy es “Miedo a decidir y ser por el que dirán” y va dedicado con mucho cariño para Elizabeth, Cecilia, César, Omar y Carlos. Tomar decisiones depende del nivel de autoestima, equilibrio y ecuanimidad interior de los individuos. Lamentablemente dentro de las sociedades del mundo entero el miedo es algo que suelen transmitir progenitores inseguros, incultos emocionalmente y a ello debemos agregarle la influencia de medios de comunicación, que refuerza cada vez más estereotipos, prejuicios y todo tipo de ataduras emocionales, las cuales contribuyen a que las personas no sean ellas mismas y vivan a la defensiva. Por ello, desde Zéfiro veamos juntos lo que ocurre cuando la mente y el alma es presa de un temor llamado: “El miedo al qué dirán” Si bien somos semejantes es aspecto (somos materia), resulta absurdo pensar y creer que todos los hombres son iguales en gustos, formas de expresarse y más aún en tener las mismas ideas sobre el concepto de felicidad. Sin embargo, desde pequeños las relaciones interpersonales (en la escuela, barrio, universidad, etc) han optado en elevados porcentajes en ser presos de la llamada “presión de grupo”. Ya lo contaba el desaparecido cronista peruano Enrique A Carrillo en sus maravillosos artículos difundidos desde 1920 bajo el título “Viendo pasar las cosas” (Lo super recomiendo, pueden hallar la colección completa bajo el pseudónimo de Cabotín en la Biblioteca Nacional). Este periodista especialista en observar los perfiles de la sociedad limeña contaba siempre que nuestra capital era prejuiciosa, chismosa y el qué dirán era parte de los grilletes que tan infeliz hacían a miles de personas y creo que lo leí tanto de niña (de la colección de mis abuelos) y me hacía pensar, analizar y reír tanto por lo sarcástico del autor, que con el tiempo una de las cosas que como escritora e investigadora me llama mucho la atención es notar como ese miedo al qué dirán ha sido tan poderoso y hasta hoy contribuye a la desdicha de millones de mortales. El qué dirán es claramente el miedo a la crítica, a ser señalado, a ser comparado, a ser parte de la charla cruel de gente que solo sabe vivir del chisme y también implica la necesidad de vivir de una imagen creada (proyección ante el entorno) para demostrar que se es exitoso y feliz. Implica casi la idea absurda de presionar al hombre para que no sea consciente de que “el fracaso” puede ocurrir repetidas veces y es algo natural y parte del camino hacia la madurez. Han pasado un siglo entero desde la desaparición de las crónicas del gran Cabotin y aquellos prejuicios y normas sociales que analizaba en su columna parecieran haberse multiplicado. La gente lleva hoy en la mente presiones, impuestas hacia si mismo como: – Miedo a elegir determinada carrera para no ser criticado (si un hombre estudia diseño de modas teme ser tachado de gay, etc) – Si una chica no se casa antes de los 30 es considerada solterona y fracasada en el amor. Y sino tiene un hijo aunque sea de un equis que no ame es compadecida. – Romper un matrimonio es mal visto porque la familia y amigos cercanos no pararían de hablar y una mujer divorciado es una mujer señalada o tachada de mala esposa, etc etc. – Si empiezas una carrera y no la quieres terminar porque descubriste que no te gusta eres un pésimo hijo y totalmente irresponsable. – Si un hombre no tiene pareja antes de los 30 se duda de su opción sexual. – No darle gusto a lo que opine el padre o madre sería hacerlos quedar muy mal con sus amistades. – Creer en Dios es para huachafos, lo que da status es decir que se es ateo o agnóstico (te hace ver más culto e interesante) – Una mujer debe buscar un hombre económicamente importante porque él le debe dar todo lo que ella necesita. Ella será la madre de los hijos y con eso basta para que sea dichosa. – Si eres joven debes ir a lugares de moda para que tengan claro que eres exitoso. – Las novias que sueñan con la boda así no sientan amor real ni admiración por quien tienen de pareja. La lista es interminable y quienes viven de apariencias resultan ser quienes más problemas emocionales tienen porque alcanzar cubrir dichos prejuicios obsesiona la mente y el alma de quienes así lo deciden. ¿Cómo actúa una persona que es preso del “qué dirán”. – Actúa como los demás esperan para no ser criticado, no dar explicaciones y evitar que lo dejen de apreciar. – Calla siempre sus reales sentimientos e intenciones porque ha creado una lista (en apariencia justificada) para mantener la vida que en el fondo lo hace infeliz. Y es que con ello podría asegurar un estilo de vida, mantener ciertos privilegios (desde una casa hasta una membresía de un club). – Teme hacer cambios de vida porque no se le ocurre ni desea aprender a ser sincero consigo mismo y los demás (considera que fracasar o dejar algo o cambiar algo decepcionaría a mucha gente y aquello vale más que su paz interior) – Suele dejar de lado sus reales aficiones y sueños y cuando ve que otros si lo hacen realidad se frustra, deprime, compara y termina hasta por criticar de manera dura lo que él (ella) no tuvo valor de hacer. – Se compara todo el tiempo con los demás y busca imitar estilos de vida. Ve la vida como una moda, aquella donde el catálogo de actitudes los definen seguir gente exitosa ( centrándose en los individuos superficiales) Pensamiento grillete: El peor enemigo del hombre es su forma de “Mal Pensar”, que es sin duda una cultura de vida hoy y tiene que ver con las auto imposiciones que el hombre ha creado porque no se le inculcó ser auténtico. Por ello, quienes han sido auténticos han resultado tan criticados y solo luego de muertos valorados (Gandhi, Nelson Mandela, entre otros). El tomar decisiones y aprender a “elegir” es innato en el ser humano, es una fuerza poderosa que habita en el interior, pero que con las barreras y malas influencias por presiones de los progenitores y entorno se va perdiendo. Con el tiempo, es el hombre mismo quien crea pensamientos “grillete” y se auto impone actitudes porque considera que no podría ser sometido a pasar vergüenzas, olvidando que decidir todo aquello que te pida el interior es liberador y contribuye a la dicha, salud física y emocional. Y es así como el temor a todo lo expuesto genera ansiedad, depresión, irritabilidad, cambios de ánimo constante, pereza extrema, etc. No nacimos para ser infelices y cuando un hombre no sabe hacia dónde va y mucho menos reconoce todo aquello que le da real dicha vive por vivir. Pensar distinto y con libertad es un aprendizaje, implica un reordenamiento del concepto de “si mismo” y de la valoración del libre albedrío. Cuando alguien aplica pensar con inteligencia, amor propio y búsqueda de paz interior reconocerá de inmediato todo aquello que necesita en estas tierras de paso para sentirse pleno. Por ejemplo: – Pensar y tener claro que la profesión que elijas puede no gustarle a muchos, pero aquello no depende de ti y lo importante es que tu sientas pasión, alegría y entusiasmo al ejercerla y hacer de ella un servicio. No existe peor cosa que ir a trabajar en algo que no te gusta porque no te permite ser tú mismo. – Nadie puede decirte que hacer con tu vida afectiva. Tanto casarte, como divorciarte, estar soltero, tener hijos o no tenerlos es una decisión personal y nadie tiene derecho a intervenir. Puedes escuchar opiniones si las pides o de tus progenitores por educación, pero solo tú mismo debes reconocer tu forma de ver el amor y ser en ello auténtico. Y como todo en la vida este es un rubro donde se fracasa alguna vez y resulta un aprendizaje que no por ocurrir te debe robar la capacidad de amar y dar. – Lo que opine el resto de tu forma de ser es inevitable, pero si tienes paz contigo mismo, si haces y decides siempre por lo que realmente te impulsa en la vida, pensar en las críticas de los demás cuando no te conocen y mucho menos se los pediste es poco inteligente porque implica invertir tiempo y darle valor a comentarios que nada tiene que ver con ayudarte a mantener tu esencia. – Expresar con tino lo que se piensa y siente resulta una decisión valiosa impregnada de entereza y voluntad. Podemos no ser comprendidos ni aceptados, pero solo cuando un hombre busca su propio norte y lo tiene claro logra acercarse a la dicha, que no es otra cosa que estados de paz, satisfacción y plenitud que surgen cuando el hombre de libre decisión lucha por hacer lo que anhela de manera generosa y compasiva. – Podrás ser criticado y cuestionado por tus actitudes por días, meses o años, pero solo si decides prestarle oídos a tales cuestionamientos sufrirás las consecuencias porque eliges “compararte”, olvidando que somos únicos e irrepetibles. – Para ser uno mismo, decidir y ser firme es preciso tener agallas y a menudo las personas presas del qué dirán temen volver a empezar, renacer, prefieren quedarse con la idea de “pude hacer, pude decir, pude seguir, etc” y prefieren ocultar su cobardía en moralejas para los nietos, que en el fondo brotaron de aprender “tarde” a vivir con fe y haciendo uso de los talentos. – Siempre es posible cambiar de ruta en la vida cuando desde el interior sientes que es necesario. Puedes planificar, ir con orden y disciplina y evitar detenerte a pensar comparándote con otros. Y si te comparas debe ser solo por admiración al prójimo que es libre de espíritu y valiente para ser él mismo. – Si tus parientes, amistades, colegas, buscan chantajearte emocionalmente con argumentos y estrategias que van orientadas a llamarte: insensible, cruel, déspota, terco, etc, cuando en realidad no conocen del todo tu forma de ver la vida lo que decidas debe ir orientado hacia lo que necesites. La gente va y viene por los caminos de la vida y en millones de casos, no siempre podrás ser comprendido ni por tu propia sangre (si es prejuiciosa y le importa mucho el qué dirán). Reflexionar sobre aquello que necesitas para sentirte vivo y rumbo hacia tus sueños es una búsqueda personal, un caminar que debe ir cargado de la capacidad de mirarte constantemente, de la firmeza para decidir con pertinencia y de la compasión para perdonar a quienes no te comprenden y solo te juzgan pese a que no lo noten porque no saben pensar distinto. Recuerda siempre querido lector “se te va la vida” y no siempre podrás ser capaz de realizar ciertos sueños a cabo y si sabes que puedes lograrlos es solo tu decisión luchar por ello. Dejarlos ir o morir también es una decisión y nadie tiene culpa de ello ni es justo que te frustres o maltrates al resto por tu falta de entereza y agallas. Ser exitoso empieza por poder amarte a ti mismo para con la misma justicia y bondad amar a los demás y darte. Quienes temen ese “que dirán” tienen severos problemas para amarse, respetarse y tal vez tengan que esperar otra vida y perder todo aquello que más les importaba hacer, ser y amaban para reconocerlo. Ahora les dejo esta bella melodía para que los acompañe. Espero les agrade. Que tengan un hermoso fin de semana y los ángeles los acompañen en cada paso que den para vivir en paz por dentro. Manjarí (bendiciones) ]]>

PERSONALIDADES ANTIPÁTICAS (POST 227 DE INTELIGENCIA EMOCIONAL)

Queridos amigos el tema de hoy es “Personalidades antipáticas” y va dedicado a Patricia, Claudia, Susana, Carolina, Rocío, Roberto, Alfonso y Ernesto, quienes esperan este post. Lograr socializar con los demás es un don y capacidad que no resulta sencilla para todas las personas por una serie de factores como niveles de expresión, nivel cultural, así como niveles de autoestima y actitudes hacia lo nuevo por conocer. Sin embargo, es evidente que existen personas que con solo conocerlas y observarlas desenvolverse, hablar y desplazarse minutos son capaces de caer como coloquialmente se dice “antipáticos (as)” por una serie de razones que desde Zéfiro abordaremos. Si bien no somos moneda de oro para caer bien a todo el mundo, existe un tipo de sentimiento que puede generar que alguien sea visto de mala manera por otra sin haber hecho nada para que ocurra. Con ello me refiero a la envidia, sentimiento que surge en una persona hacia otra porque se compara con ella, porque le molestas sus logros, porque tiene lo que la otra no tiene o porque simplemente se ve en paz y feliz. El envidioso (a) suele decir de quien envidia que le cae antipático (a) y nunca suele dar un sustento claro al respecto y si lo da, el resto podrá notar claramente que habla por envidia. Fuera de lo descrito, si existen personas que se comportan de un modo tal que son rechazados inmediatamente por quienes los conocen. Y es que su lenguaje verbal y no verbal, actitudes y forma de proceder con los demás siempre es áspero, voluble o agobiante y terminan siendo vistos como “insoportables” y “antipáticos”. Perfil de comportamiento de un antipático (a) 1.- Modales y para lenguaje (tono de voz) altanero: Es gente que si por ejemplo llega a un recinto donde hay más personas le cuesta saludar decentemente, mira por encima del hombro a los demás y cuando se expresa hacia alguien siempre deja denotar un tono áspero, disgustado, mal humorado o sarcástico. Desconfía de todo y de todos y le cuesta ser amable. Muchas mujeres de perfil light son así y cuando preguntan algo a la hora de comprar hacen pasar malos ratos a los vendedores porque los dejan con la palabra en la boca, buscan pleitos o no saben ser corteses con visitas en casa, con la familia y mucho menos con gente que consideran una amenaza desde que los ven (por envidia y serios complejos de inferioridad que las aqueja). Hay también miles de varones arrogantes, que solo saludan a quienes les parece y demuestran fastidio por mínimas cosas y hasta en sus labores son patanescos con sus compañeros, con las personas a las que tienen que darles un servicio, etc. 2.- Discriminan a cierto tipo de personas: Un antipático (a) necesita sentirse con poder, suele ser soberbio (a) y un buen ejemplo son estas mujeres pobres de espíritu que tratan fatal a las empleadas que laboran en sus casas (del servicio doméstico) y las gritan todo el día, solo las critican y encima hablan mal de ellas con quienes tengan oportunidad porque comportarse así las hace sentir “señoras, amas de la casa, damas de sociedad” y solo reflejan su pobreza interior, baja autoestima y falta de ecuanimidad y generosidad con los demás. 3.- Buscan criticar o hablar mal de alguien que en el fondo envidian: Las personas antipáticas son frustradas (no saben vivir, no conocen sus talentos, no saben bien que los hace felices y necesitan ayuda profesional) y como ocuparse de ellos mismos es algo que les cuesta porque poseen necedad, voluntad débil y son además obstinados, desatan su frustración sobre gente que ven en paz o son el espejo de lo que ellos (ellas) quisieran ser, pero no tienen decisión para lograr. Y por ello los antipáticos son especialistas en hablar mal de todo el mundo, de incluso obsesionarse con criticar y hallarle defectos a determinada persona porque la envidia que le tienen los lleva a buscas destruirlos porque su desequilibrio los hace sentir una ira. irracional y odio que no pueden controlar. 4.- No saben ser agradecidos y mucho menos reconocer errores: Cuando un antipático sabe que como dice el dicho “metió la pata” se hace de la vista gorda y solo sus gestos torpes, cabeza gacha, mirada evasiva, oraciones incompletas al hablar, movimiento de brazos extraños y caminar y postura particular comunican que siente vergüenza y la conciencia los golpea desde el interior. Por ego, orgullo, obstinación y también por rivalidad, las personas antipáticas no soportan sentir que pierden (la idea los enfurece) y como no saben mirarse son incapaces de pedir perdón y mucho menos reconocer un error con humildad. ¿Recuerdan alguna vez haber acudido a la ventanilla de un banco, buscar un servicio de equis cosa y ser atendido (a) por gente antipática que primero te mira de pie a cabeza y si le inspiras envidia o solo por verte en paz te ha tratado fatal y te ha complicado los trámites y el día? Seguro que si ¿verdad?. Y un trámite que se suponía duraría media hora duró dos porque el antipático (a) te puso mil trabas en el camino para lograrlo. Lastimosamente como este tipo de gente hay millones en el mundo entero. 5.- Son convenidos (a): Cambiantes como el clima, los antipáticos tratan bien a alguien si les conviene hacerlo porque la hipocresía es una estrategia para lograr sus objetivos. Es gente que poco o nada le importan los demás y son bastante egoístas y si hoy ni te saludan, puede ser que porque les conviene luego lo hagan con las mayores atenciones porque buscan obtener algo de quien en el fondo no soportan. 6.- No soportan verte dichoso si tienes pareja: Una de las peores cosas que puede desatar la ira de los antipáticos es ver a una pareja contenta, mucho más si el antipático (a) no la tiene y no maneja su soledad con paz. Por tanto si por ahí te los cruzas estando con tu pareja puede que te mire atroz, pase de largo o si irremediablemente tienes que lidiar con ellos (ellas) se porte de modo extraño o con malas formas Muchas jefas amargas tratan fatal a sus empleadas porque las ven jóvenes, bellas y encima que tienen alguien que las ame de verdad, algo que ellas no tienen por razones que la víctima del mal trato desconoce. Sin embargo como no soportan su dicha comienzan a hacerles la vida a cuadros en el trabajo, a ponerles trabas y solo si ven a sus víctimas con cara de pena bajan algo la guardia. ¿les horroriza zeferinos?. De estos males vive lleno el mundo y con tales injusticias conviven muchos. 7.- Todo los cuestionan: Nunca parecen estar contentos con nada y siempre necesitan tener la última palabra, no saben dialogar y es imposible tener una conversación educada y alturada con ellos (ellas) sin discutir. En la calle son esas personitas alteradas (damas y caballeros) que sacan la cabeza por la ventana a gritar como desquiciados, a insultar, la gente que le mete el carro a otra solo para competir, etc etc y obviamente: “ellos (ellas) jamás tienen la culpa”. 8.- No pueden recibir algo sin un pero o una espantosa mueca: No es gente preparada ni para dar ni para recibir, traen mucha frustración por dentro y si les das un servicio, regalo, o lo que fuese siempre ponen una cara de fastidio, salta la mueca en la boca o la ceja levantada o el ruido al respirar como roncando que denota su contención, pero necesitan expresar ira y más ira. Detrás de una persona antipática existen muchas razones para que hoy se comporten como lo hacen. Algunos de ellos fueron engreídos en extremo de pequeños y se creen con derecho a todo, no les inculcaron buenos valores ni generosidad, otros imitan a sus progenitores en la superficialidad; también están los que desde muy chicos se sintieron inferiores (con baja autoestima) tal vez de apariencia o profesional y creen que nadie los quiere, nadie los valora o nadie los elige y se fueron amargando contra la vida y contra los seres que en ella habitan para desfogarse de sus desilusiones. Seguro Zeferinos que ya sus memorias tienen claro a varios (as) de los antipáticos (as) con los que se han topado o tienen cerca en sus vidas y se preguntarán ¿Cómo lidar con ellos? La respuesta no es una, son varias y depende de lo que el antipático represente en tu camino. Sino es cercano y solo fue circunstancial conocerlo (a) te queda marcar distancia, no darle mucha importancia sino tienes nada que tratar con ellos y compadecerte de su proceder. Y si por ejemplo te toca que te atiendan en un aeropuerto, ministerio, empresa (y es inevitable) te queda ser sobrio, atento, hacer lo correcto, pero de ningún modo caer en sus provocaciones, abrir bien los ojos y los sentidos para estar listos a reclamar si te hacen problemas de la nada. Y es que un antipático es inseguro (a) y se desarma de inmediato si tu querido (a) lector sabes bien comportarte, tus derechos y encima eres culto y como dice el dicho, te sobra personalidad y a ti no te la hacen o hacen perder el día personitas amargadas con la vida. Si forma parte de tu ambiente laboral sí que el asunto es más complicado y te queda hacer tus labores con responsabilidad, tino, orden y sobre todo: anota, anota y guarda toda prueba de comunicación si por ejemplo esa persona es tu superior o tiene que organizar algo contigo en la empresa porque si busca hacerte quedar mal o indisponerte, papelito manda, prueba manda y con las que tengas podrás defenderte. Es terrible tener que vivir así, pero hay centros laborales donde a mucha gente no les queda otra opción para tener paz; no olviden que algunas personas complicadas ingresaron por ayuda externa a un centro laboral, pero a la larga siempre tienen antecedentes de intolerantes, conflictivos y nadie quiere hablar mucho con ellos. Algunas personas que no conocieron bien a sus parejas y se lanzaron a una relación descubren con el tiempo dicha pareja se les hace antipático (a), insoportable y el respeto, admiración, etc que hacen que prevalezca el amor desaparecen, o se dan cuenta de que realmente jamás amaron a esa persona y ahora el tener una relación con ellos (ellas) los agobia y hace de sus días un calvario. Tal situación suele terminar en rupturas definitivas porque es lógico que nadie busque vivir en desdicha y porque las personas complicadas que no buscan mejorar por si mismas son necias y no admiten que son los responsables de que tarde o temprano se les rechace. Y si luego de leer este post has descubierto que “te haces antipático (a)” a los demás es hora de mirarte por dentro, evaluar qué pasa contigo, que te frustra tanto y tomar decisiones para renacer, mejorar e ir por tus metas y sueños con voluntad, sin vivir dañando todo y a todos los que forman parte de tu camino porque solo de ti depende lo que quieres llegar a ser. Es lunes gente, se acaba el mes, el año, y estoy segura que muchos de ustedes tienen muchas cosas bellas planificadas para vivir mejor estos mesesitos, para disfrutar y para renacer. Lo importante siempre será ser honesto, de valores sólidos y humildes de corazón para rectificar errores. Ahora les dejo esta cancioncita super alegre y optimista para que les alegre el día. Espero les agrade y acompañe.

Manjarí (Bendiciones) ]]>

RAZONES PARA VIVIR ECHANDO LA CULPA A LOS DEMÁS DEL FRACASO (POST 225 DE INTELIGENCIA EMOCIONAL)

Queridos amigos, el tema de hoy es “Razones para vivir echando la culpa a los demás del fracaso” y va dedicado con mucho cariño a Humberto. Valery, Raúl y César, quienes esperan este post. Resulta muy frecuente observar que cuando cierto tipo de personas fracasa en algo o se siente impotente por no lograr una meta o anhelo busca excusas para no admitir sus errores, para no mirarse y una de ellas es vivir quejándose y echándole la culpa a los demás o solo a alguien de sus males. Por ello, desde Zéfiro veamos cual es el fondo de este tipo de actitud y cómo manejarlo. RAZONES COMUNES POR LAS CUALES LAS PERSONAS ECHAN LA CULPA DE SUS PROBLEMAS A LOS DEMÁS. 1.- Para no admitir su tendencia a la pereza y necesidad de manipular para que los demás resuelvan sus asuntos: Le pasa a muchos hijos adolescentes con sus padres y hasta a adultos que fueron sobre protegidos, malcriados y engreídos en extremo por la madre o el padre y ello contribuyó a que se sienta con poder, que todo lo merece y afirmar con los años ante situaciones que requieren responsabilidad y compromiso que no se es capaz por culpa de los padres y ya es tarde para aprender. Se trata de gente que ha hecho de la pereza un rasgo firme de su personalidad, una actitud. Ser holgazán y buscar solo dedicarse a cosas que le dan placer una decisión y su egoísmo no le permite reconocer errores. 2.- Para postergar decisiones y metas de vida: Cuando las personas tienen falta de ecuanimidad, baja autoestima y falta de control de emociones son caóticos en muchos aspectos de sus vidas. Uno de ellos es no tener clara una vocación, no tener ganas ni voluntad para buscar aprender algo especial para trabajar o conformarse con depender económicamente de alguien aun teniendo todas las facultades y salud para laborar. Es el caso de varias mujeres que tienen más de un hijo adrede para en el fondo no trabajar y ponen siempre mil pretextos para no dedicarse a nada ni cuando sus niños ya van al colegio y podrían hacerlo. Si la pareja fue machista ello interviene en acrecentar la desidia de este tipos de mujeres que carecen de aplomo para luchar y si con el tiempo si la pareja les reclama terminan por echarle la culpa en largas e interminables peleas, donde mujeres de este tipo buscan argumentar su falta de equilibrio, temores e inestabilidad con un: “tú tienes la culpa”, “por ti hice tal cosa” y al pasar los años se convierten solo en amas de casa y se sienten muy frustradas y amargadas porque no desarrollaron sus talentos o metas, pero prefieren vivir no admitiendo la cobardía y comodidad que siempre las acompañó. 3.- Por mantener el ego elevado: El ego es mantener una actitud de creer que implica sentir que los demás deben estar a la merced del ególatra porque no soportan no tener control sobre los demás. Un ególatra siempre buscará mil explicaciones incluso irracionales para buscar tener la razón en algo y de este modo manipular a personas débiles de autoestima, dignidad y convicciones. Por ejemplo. – Los jefes soberbios que no reconocen fallas y buscan echarle siempre la culpa a sus empleados como sea y si notan que si cometieron un error callan, se hacen los locos y jamás piden perdón y mucho menos buscan mejorar de actitud. – Cuando en una relación del entorno (amistosa) una de las partes es displicente, de modales poco gentiles con sus amigos o con una persona en particular para hacerse el interesante o por buscar llamar la atención. – Cuando pese a errores de actitud y conducta evidentes una persona busca demostrar que la otra parte es quien falla porque necesita hacerlo creer a la otra persona y de este modo no tendría que pedir perdón, su ego y soberbia se mantendrían intactos y la sensación de tener el control o dominio sobre esa persona satisface su ego, necedad, egoísmo y falta de humildad. 4.- Por agresividad en la personalidad y necesidad de buscar conflicto: Existen personas que no logran controlar su necesidad de pelear, de buscar tener la razón, todo lo hacen problema y de sus labios solo salen frases hirientes y sobre todo les encanta gritar y hablar sobre los culpables de algo. Cuanto más grita una persona o hace líos más insana es de la mente, del alma, en fin, no sabe vivir y hace la vida insostenible a quienes lo permiten y se condenan a soportarlo. Le pasa a varones que solo saben criticar a sus hijos, a mujeres que viven para gritonear al esposo, a uno de los miembros de la pareja que solo sabe sacar en cara un listón de reclamos en cada pelea, etc etc. 5.- Para manipular y buscar que la otra parte se sienta culpable de algo que no es culpable: Hacerse la víctima es una estrategia que usan personas manipuladoras antes que admitir errores, es gente que crea argumentos que sabe pueden generar dolor o zozobra en una persona con determinado perfil para lograr que haga lo que ella o él quiere. Por ejemplo – Mujeres superficiales que buscan hacer sentir a la pareja que por atenderlos a ellos han descuidado sus metas y por eso deben complacerlas en todo. – Personas que dicen que perdonaron una infidelidad, pero en el fondo no es así y ahora usan ese error como arma para manipular a la pareja y hacer lo que quieren en la relación, vengándose y también actuando de modo egoísta porque dejaron de amar, pero jamás dejarían libre a la pareja porque no soportarían que logre rehacer su vida con una nueva persona. – Madres que se hacen las enfermas para que sus hijos no hagan determinada cosa o estén más lejanos de la pareja u otras personas. Son madres frustradas y egoístas que no desean ver en paz a sus hijos y no lo admiten, son posesivas y tercas. – Amigos, conocidos, familiares, etc que te dicen que les niegas tu amistad y afecto para manipularte, pero jamás reconocen un error, los siguen cometiendo y encima te llaman duro (a) y cruel. Manipulan para hacerte sentir que eres ahora tú culpable de una situación que no buscaste, apelando al chantaje emocional y falta de frontalidad porque muchas veces no te lo dicen en la cara y usan terceros o hacen comentarios para hacértelo saber. Como ven Zeferinos quienes viven echando la culpa a los demás de sus dolores, tragedias y problemas en el fondo carecen de voluntad, valor y humildad para mirarse, para luchar por ser mejores personas y suele ser complicado confiar en ellos y mucho menos conversar de manera sincera porque tienen serios problemas para afrontar verdades. ¿Qué queda hacer con ellos? – Claridad y determinación. No tienes que permitir dejarte chantajear, maltratar y mucho menos buscar que alguien que no se mira lo haga por ti sino le nace. Hay gente con la que sencillamente no se puede hablar más porque el asunto termina en más pleito y por salud mental y del alma queda ser uno mismo y buscar paz y si ello implica romper lazos de cualquier tipo queda decidirlo con firmeza y sin temores, con la certeza de que no nacimos para el conflicto y que si alguien busca solo dañar, herir o discutir o crear situaciones tensas eso hace mal y no tienes que tolerarlo por siempre como condena . – Si las personas conflictivas son de tu familia (padres, hermanos) te queda ser lo más independiente posible para no tener que lidiar con ellos a pedirles nada (porque todo lo hacen quejándose) y te queda tratarlos con generosidad y educación, con compasión, pero si aun así buscan el pleito con la pena seguro más grande tendrían que apartarse y verlos cuando sea necesario o no quede más remedio. Esto claro está habiendo agotado las posibilidades de comprensión y acuerdos porque debe ser super doloroso vivir peleado con los padres o hermanos. – No esperes ni reclames ni te degastes por quien o quienes son necios: Si te echan la culpa de algo y tu conciencia tiene paz y puedes mantener tu vida renovado (a) y con alegría no te amargues ni inviertas tiempo en personitas que no buscan mejorar si es su decisión. La vida es bella y hay gente maravillosa en la vida de cada quien con la que siempre podrás estrechar lazos y comunicarte de manera saludable. – No sientas culpa de algo que sabes con certeza no la tienes y escucha la voz de tu interior y conciencia para encaminarte y renovar tus metas cada que sea necesario. No nacimos para ser apreciados y comprendidos por todos, la vida tiene sus matices y queda ser honesto y auténtico para sortear el dolor, incomprensiones y retos del camino. Ahora les dejo esta hermosa canción para que los acompañe, espero les agrade.

Que tengan un hermoso fin de semana y los ángeles los ayuden a encontrar la paz interior que necesitan para salir adelante ante los retos del camino. Manjari (Bendiciones) ]]>